fbpx
Antioxidantes para la piel. Qué son y dónde se encuentran

Antioxidantes para la piel. Qué son y dónde se encuentran

Se denominan antioxidantes a las sustancias naturales o fabricadas que ayudan a prevenir o retrasar algunos tipos de daños a las células. Se pueden presentar como componentes de alimentos (en frutas y verduras), o, como suplemento dietético. Su ingesta es fundamental para mejorar y mantener un buen estado de salud.

Su presencia en los alimentos es fundamental, no solo porque al ser ingeridos protegen la salud del consumidor, previniendo el desarrollo de enfermedades como el cáncer, ictus, el infarto de miocardio, los procesos neurodegenerativos y el sistema inmunológico, sino porque activan las propiedades organolépticas naturales, preservándolas.

¿Qué función desempeñan en el organismo?

Su papel es el de reductor del estrés oxidativo, un problema que se agrava con la edad. Comer verduras o frutas para asimilar estos compuestos es un factor clave para tener una vejez de calidad.

Los llamados radicales libres, son moléculas que alcanzan estabilidad modificando a las moléculas colindantes, lo que provoca una reacción en cadena que termina dañando muchas células. Estos pueden causar inflamación en la piel, dañar la dermis y provocar la aparición de arrugas, de ahí la importancia de incluir en nuestra dieta alimentos ricos en antioxidantes.

Los antioxidantes se encargan en estos casos de estabilizar a los radicales libres e inhiben su oxidación para proteger así a los órganos y sistemas que puedan verse dañados. 

Antioxidantes más habituales en los alimentos

Podríamos dividirlos en tres grandes grupos: polifenoles, carotenoides y vitaminas de los grupos C y E.

Polifenoles

Este grupo es el responsable de la máxima actividad antioxidante de las frutas y verduras. Su presencia es abundante en frutas, verduras, cereales y legumbres, así como en algunas bebidas e infusiones como el té verde, el café, el vino tinto y en otros productos como el chocolate con altas concentraciones de cacao.

Algunos de ellos tienen también propiedades quelantes, es decir, que se adhieren a sustancias tóxicas, como el plomo, el cobre, el hierro, el cadmio y otros metales pesados eliminándolos por vía renal o digestiva. Estos agentes tóxicos son los responsables de más del 80% de enfermedades crónicas como la arterioesclerosis, la diabetes o la hipertensión arterial.

Además, poseen otras propiedades que ayudan a laactividad antinflamatoria, antibacteriana, antiagregante plaquetaria (para evitar trombosis y embolias), potencian además la acción del sistema inmunitario y facilitan la actividad de determinadas enzimas imprescindibles para una buena digestión. 

Carotenoides

Son pigmentos sintetizados por las plantas en el proceso de fotosíntesis y cuyo papel es determinante en el desarrollo y mantenimiento del estrés oxidativo celular. Se encuentra en alimentos a los que confieren tonalidades peculiares que van desde el amarillo al rojo pasando por el anaranjado o el violeta. Frutas y verduras como la zanahoria, la naranja, el melocotón, la mandarina, el tomate, la sandía, la papaya, incluso las coles de Bruselas, las espinacas o el brócoli son ricos en carotenoides.

Al final de la cadena de transformación se convierten en vitamina A (retinol), que como todos sabemos,es fundamental para preservar la integridad de la retina y con ello una correcta visión.

Es necesaria la ingesta de cierta cantidad de grasa (3-5 gramos) para que los carotenoides tengan una buena absorción a nivel intestinal, ya que ciertas grasas y sales biliares son las que los liberan de la matriz que les une al alimento.

Vitaminas

Vitamina C

El ácido ascórbico o vitamina C está considerado como el más genuino de los antioxidantes. El organismo humano, a diferencia de otros, es incapaz de sintetizarla, por lo que está considerada como un nutriente esencial, al igual que los ácidos omega 3. Acciones primordiales:

  • Protección estructural de proteínas, lípidos e hidratos de carbono
  • Ayudan a sintetizar el colágeno y la elastina, componentes de gran importancia para el desarrollo y sostenimiento de vasos sanguíneos, tendones, huesos y ligamentos.
  • Ayuda a la síntesis de noradrenalina y carnitina y en la transformación del colesterol en sales biliares.

Fuentes naturales de vitamina C

  • Frutas y las verduras. Destacan la naranja, el kiwi, el limón, la papaya, el melón, las fresas, los tomates y verduras como los pimientos, las coles de Bruselas, y en general verduras de hoja verde como el brócoli y la coliflor.Cinco porciones diarias (3 de frutas y dos de verduras) aseguran un consumo mínimo de 200 mg.

Vitamina E

Posee unas características químicas que le confieren un poder antioxidante, donando átomos de oxígeno o neutralizando los radicales libres y las especies reactivas, estabilizándolos.

Su papel es esencial en la preservación de la función y arquitectura de la membrana celular así como bloquear la oxidación del colesterol LDL (mal colesterol), prevenir el infarto de miocardio, el ictus y la insuficiencia vascular de miembros inferiores.

Las dosis diarias de vitamina E que recomiendan los organismos científicos oscilan desde los 6 miligramos en la infancia hasta los 15 miligramos en la edad adulta. Ello se consigue con un consumo frecuente y variado de aceites de oliva, maíz, soja, canola, cártamo o girasol o con la ingesta de pequeñas cantidades de frutos secos como almendras, cacahuetes, avellanas o nueces (de 20 a 30 gramos diarios) y consumiendo verduras como zanahorias crudas y espinacas en ensalada.

 

 

¿Sabes qué es el BRUXISMO?

¿Sabes qué es el BRUXISMO?

¿Qué es el bruxismo?

¿Te levantas con molestias o dolores en mandíbula y dientes? ¿Experimentas cansancio al despertar en musculatura de la cara? Pueden ser síntomas claros de que padezcas el denominado «bruxismo»: » hábito de apretar o rechinar los dientes de forma inconsciente».

La mayor parte de las personas que sufren bruxismo no lo saben. ¿por qué? Porque éste se suele producir por la noche mientras dormimos, por lo que no somos conscientes de ello.

¿Qué puede producirlo?

Factores como el estrés, el cansancio, desórdenes del sueño y a la alineación inadecuada de la mandíbula, son algunos de los causantes. Además, recientes estudios han demostrado que el alcohol, el tabaco y el consumo elevado de cafeína (seis o más tazas al día) podrían incrementar los riesgos de padecer bruxismo. El consumo de drogas más fuertes puede empeorar el problema.

Otra posible causa del bruxismo, puede ser un efecto secundario de algunas medicaciones antidepresivas, por lo que cualquier cambio en la medicación debe ser consultado antes con el médico.

En un principio, se pensaba que estaba provocado por problemas odontológicos (obturaciones mal realizadas, por ejemplo), pero posteriormente, se comprobó que la causa principal era la mala oclusión y contactos prematuros entre los dientes al morder.

No obstante, se observó que había una gran cantidad de personas con estas disfunciones que a pesar de ello no bruxan, por lo que actualmente se apunta a que su origen obedece a varios de estos factores junto con un elevado nivel de estrés emocional, como apuntábamos al principio.

Estas situaciones estresantes provocan diferentes emociones de distinta intensidad, y se ha observado que las personas que bruxan, suelen presentar en su mayoría altos niveles de ansiedad, así como sentimientos de ira reprimida, frustración, miedo, personalidad muy competitiva….Por lo que se ha establecido una relación entre las molestias que ocasiona el bruxismo (principalmente el dolor,) y las alteraciones emocionales y en el estado de ánimo del individuo.

¿Qué tipos de bruxismo hay?

  • De frotamiento: Se produce al friccionar los dientes, produciendo rechinamiento, con contracción y relajación de los músculos alternadamente. Produce desgaste dentario.
  • De apretamiento: En este caso, se trata de apretar los dientes en una determinada posición con contracción mantenida.
  • Nocturno: hablamos del bruxismo de apretamiento o frotamiento que se presenta en el sueño y produce cansancio muscular al despertar.
  • Diurno: De apretamiento o frotamiento, pero generalmente consciente.
  • Diurno y nocturno: Lo sufren las personas que bruxan constantemente y puede llegar a ser crónico.

 

¿Qué tratamientos hay para el bruxismo?

En Clínica Céspedes, trabajamos con la Toxina botulínica tipo A, que es además el tratamiento más actual para el bruxismo.

¿Qué es la toxina botulínica Tipo A?

Es un potente relajante muscular local que actúa por un periodo de tiempo entre 3 y 6 meses. Produce una relajación de los músculos masticadores afectados, pero no tiene los efectos secundarios de los relajantes musculares sistémicos y que solemos tomar habitualmente (somnolencia, disminución de reflejos , relajación de musculatura no afectada…)

¿En qué consiste?

En la aplicación de la toxina en los músculos masticadores. Esta técnica ha sido considerada como una de las mejores y más eficientes para combatir las alteraciones del bruxismo.

Tras numerosos estudios, se ha demostrado que la neurotoxina botulínica puede reducir la frecuencia de eventos de bruxismo y ayuda a disminuir los niveles de dolor provocados por el mismo.

Las toxinas botulínicas son tan eficaces como la más conocida férula oral.

 

¿Hay algún ejercicio o técnica para ayudarme con el bruxismo?

– Para relajar la mandíbula,un «truco»es colocar la punta de la lengua en el paladar, justo detrás de los dientes.

– Para ayudar a la relajación, practicar la respiración diafragamática (con el abdomen) regularmente y especialmente un rato antes de dormir.

– Para desentrañar la musculatura de la masticación, debemos evitar hábitos como morderse las uñas o la tapa del boli, mascar chicle, comer pipas…

– Para disminuir la tensión de la musculatura, podemos también antes de dormir, realizar unos sencillos ejercicios,como masajear circularmente, de forma suave y lenta, con las yemas de los dedos, la musculatura situada por encima del ángulo de la mandíbula; o realizar una suave presión en la misma musculatura, situada aproximadamente un dedo por debajo del hueso del pómulo, con los dedos índice, corazón y anular…entre otros.

Aunque el bruxismo no es un problema grave en sí mismo, puede llegar a causar lesiones dentales permanentes y dolores en la mandíbula a largo plazo.

En Clínica Céspedes, te ayudamos con esta patología tanto en el diagnóstico como en su tratamiento.

 

 

 

 

 

 

¿Qué es la S.E.M.E.?

¿Qué es la S.E.M.E.?

Las siglas S.E.M.E. corresponden a La Sociedad Española de Medicina Estética. Se trata de una institución oficialmente reconocida por la Unión Internacional de Sociedades de Medicina Estética (UIME) y como tal constituye la única organización española de esta área médica integrada en organizaciones europeas e internacionales. Es además, una organización científica sin ánimo de lucro ,fundada en 1984 y que cuenta con más de 1000 médicos asociados en toda España.

PRINCIPAL OBJETIVO:

  • Garantizar a los ciudadanos una Medicina Estética segura, científica y eficaz, fomentando la formación universitaria y reglada para los profesionales que la desempeñan

Hay que reseñar, que la Medicina Estética, no incluye a la Cirugía Estética o Plástica. Además, la SEME mantiene contactos con la Administración (gobierno nacional y comunidades autónomas) y los órganos de representación profesional para colaborar en la regularización de esta área de dedicación médica, luchar contra el intrusismoy velar por un adecuado control e inspección de los centros sanitarios que ofrecen estos tratamientos.

La SEME organiza periódicamente Congresos nacionales e internacionales, así como jornadas y cursos prácticos sobre las diferentes áreas de la actividad médica estética, con el fin de promover la formación científica y continuada de este colectivo médico, incluso a nivel universitario.

Ha colaborado activamente en la creación de diferentes Másteres en Medicina Estética en varias universidades españolas, entre ellos el de la Universidad de las Islas Baleares (el decano y pionero del sector). Actualmente oferta ayudas económicas a la investigación para promover la realización de estudios y ensayos clínicos entre los médicos estéticos españoles.

Entre las iniciativas destacadas de la organización se encuentra la elaboración de:

  • El Libro Blanco de la Medicina Estética.- resultado del debate y el acuerdo de todos los profesionales integrados en la organización y junto con el Código deontológico, constituyen el Marco y Código de Conducta que respetan todos los asociados para una correcta práctica de la profesión.
  • LosProtocolos de Práctica Clínica.- elaborados los 12 primeros en 2007, se actualizan periódicamente contando actualmente con 16, y se han convertido en una importante herramienta de actuación clínica y consulta por parte de los médicos estéticos de todo el mundo, puesto que son los primeros y únicos que existen.
  • El Código deontológico.

En el ámbito de la comunicación y relación entre los profesionales en ejercicio, la SEME ha promovido la creación de Asociaciones de Medicina Estética en todos los Colegios Oficiales de Médicos del país y continúa colaborando activamente en las comisiones creadas en algunos Colegios de Médicos para la acreditación y el registro de los médicos estéticos que trabajan bajo su ámbito.

También edita una revista especializada trimestral, llamada “Medicina Estética. Es una revista científica que se distribuye exclusivamente entre los socios.

Su página web, para más información, es www.seme.org, dedicada a la divulgación de esta disciplina en España.

 

 

Hábitos saludables en la vida que ayuda a mantener una piel radiante

Hábitos saludables en la vida que ayuda a mantener una piel radiante

Dicen que “la cara es el espejo del alma” y la piel, es un reflejo de cómo estás tanto a nivel físico como espiritual. Puede ser complicado obtener un equilibrio entre belleza y salud. El estrés, las preocupaciones, la falta de descanso, no dormir bien o el tiempo necesario…son circunstancias que nos afectan no sólo a nivel interno sino también externo.

Algunos de los consejos que os podemos dar son los siguientes:

  1. Dormir. No somos conscientes de la importancia del descanso y el dormir bien, y cuando el sueño se reduce en cantidad o calidad, también lo hace el cutis. Mientras dormimos, se reparan y crean nuevos tejidos y células, además de recargar energía y reparar los músculos. Como resultado de esta buena práctica, tendremos una mayor oxigenación celular que se verá reflejada en nuestra piel.
  2. Ejercicio. “Mens sana in corpore sano”. Esta expresión, usada ya por griegos y romanos, define perfectamente la armonía que debe primar en nuestra vida. El ejercicio físico te ayuda a sanear tu mente. Te aleja del estrés y la ansiedad, hace que el cerebro libere endorfinas y su práctica regular, nutre la piel con oxígeno, mientras que sudar nos ayuda a eliminar toxinas. Busca aquella actividad física acorde con tu estilo de vida, eso ayudará a que seas constante y no abandones este hábito tan saludable.
  3. ‘Eres lo que comes’.Otra expresión tan conocida como cierta. La comida es nuestro combustible, tanto del cuerpo como de la mente. Si éste es de mala calidad, se nota a todos los niveles. Un gran enemigo para nuestra piel son los radicales libres. Son provocados por la radiación solar, contaminación, mala dieta o estrés entre otros, y provocan envejecimiento prematuro de la piel. Lo mejor para combatir estos efectos, es incluir en nuestra dieta alimentos ricos en antioxidantes, que ayudan a combatir el daño causado por los radicales libres.
  4. Tomar suplementos alimenticios. Además de una dieta equilibrada, es adecuado incluir en nuestra alimentación, suplementos necesarios para garantizar que nuestro organismo reciba nutrientes que le ayuden a funcionar mejor y así poder tener una piel radiante.
  5.  Fuera estrés.En los tiempos actuales, es muy difícil “escapar” de esta palabra y lo que conlleva. El “tener que” no nos deja un minuto libre y eso lo está acuciando nuestro organismo, y por ende nuestro cuerpo exterior. Pero debemos escapar al menos por unas horas al día de esa “rutina tóxica” y por ejemplo, buscar y realizar una actividad que nos apasione.  Esto no sólo reduce el estrés, sino que promueve una imagen personal positiva y nos ayuda a conectarnos con gente con los mismos intereses. Otra ventaja de este hábito, es la reducción de la sensación de soledad y aislamiento, lamentablemente tan común hoy en día.
  6. Desconectar del trabajo.Hay que intentar dejarlo en la oficina y no llevarlo a casa en la medida de lo posible. Aprovechar ese tiempo para estar con la familia, los amigos, tu mascota, disfrutar de tu afición que tienes abandonada por el típico “no tengo tiempo”. Nuestra calidad de vida mejora nuestra salud mental, física y emocional, y nuestra piel lo reflejará.
  7.   Limpiar, cuidar e hidratar la piel cada día. Debemos hacerlo 2 veces al día. Nuestro rostro necesita su cuidado diario y lo ideal es hacerlo por la mañana y por la noche. Esto liberará a la piel y nuestros poros de la contaminación a la que estamos expuestos diariamente, y que ni siquiera nos damos cuenta de ello. Pensamos además que sólo se da durante el día y fuera de casa, pero también mientras dormimos. Una piel mal desmaquillada, por ejemplo, ensucia y contamina nuestros poros. Por eso, debemos usar tratamientos diurnos, que son esencialmente hidratantes, para ayudar a nuestra piel en esta función. Y por la noche, tratamientos nutritivos, ya que la piel cambia su actitud a reparadoray necesita elementos que le ayuden y estimulen a renovarse.
  8.  PROTECTOR SOLAR DIARIO. Es erróneo pensar que sólo debemos usarlo en época estival cuando acudimos a la playa o la montaña. Estamos expuestos diariamente a sus efectos y, para evitar los daños, es superimportante que utilicemos diariamente protector solar contra rayos UVA y UVB. Esto no sólo nos protegerá de futuras enfermedades más graves, sino que hará que nuestro cutis luzca más saludable con el paso del tiempo.
  9. Nutrir la piel. Aplicarnos algún tipo de mascarilla, (si es rica en antioxidantes mejor) es una de las formas de combatir los ya conocidos “radicales libres”. Lo ideal es hacerlo de una a tres veces por semana. Asegúrate siempre de usar productos de calidad para este tipo de cosas y pedir consejo de especialistas. Ya que el uso de productos no adecuados, producirá el efecto adverso e incluso otros efectos secundarios no deseados.
  10. Exfolia tu rostro. Al menos 1 vez a la semana, recomendamos realizar esta tarea. La piel se regenera    cada día, eliminando las células muertas de nuestro cutis. La exfoliaciónhará que nuestra piel tenga un  aspecto más rejuvenecido, suave y brillante.

    Para ello puedes usar algún gel facial que contenga pequeñas partículas para que arrastren las células muertas. También existen cepillos con rotores que limpian en profundidad la piel. Si tienes la piel sensible, no te olvides de consultar con tu dermatólogo o especialista de cómo hacerte la exfoliación.

EL INTRUSISMO EN LA MEDICINA ESTÉTICA

EL INTRUSISMO EN LA MEDICINA ESTÉTICA

El sector sanitario sufre una fuerte presencia de intrusismo profesional, pero afecta con más virulencia a la Medicina Estética.
Según un estudio realizado por la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME), un 79% de los médicos estéticos han detectado un aumento del intrusismo, lo que constituye una falta control y seguridad en las prácticas médico-estéticas.

Existen centros estéticos, que aún no siendo médicos, ofrecen servicios sólo aplicables por profesionales sanitarios con título de doctor y que estén colegiados”, No es algo que haya que tomarse a broma, ya que estamos hablando de actos médicos, y que por tanto, ponen en peligro seriamente la salud de los pacientes.

Según datos del SEME, la mayoría de estas malas praxis suelen darse en centros de estética –no médicos-, seguidos por centros y locales de estilismos y esteticistas, que ofrecen sus servicios de forma autónoma y a domicilio. Asimismo, se ha detectado que el repunte de los casos de intrusismo se produce en verano.

Se utilizan en estas prácticas medicamentos de forma fraudulenta. Entre ellos, se encuentran la toxina botulínica, los rellenos dérmicos, hilos tensores, o formulaciones destinadas para tratamientos de mesoterapia o mesoterapia inyectada, entre otros. Hablamos de sustancias que, aplicadas por personal no médico y experto, pueden llegar a tener graves efectos secundarios.

Uno de los mayores problemas es que existe “un vacío legal” en los tratamientos fundamentados sobre el uso del láser, por ejemplo. Hay un desconocimiento de la aplicación adecuada de esta tecnología, y el hecho de llevarla por parte de profesionales no cualificados, puede derivar, por ejemplo, en dolor, manchas, dermatitis o, incluso, quemaduras graves, ya que no son capaces de identificar determinadas afecciones o enfermedades de la piel.

Por estos motivos, la mejor forma de evitar este tipo de fraudes y riesgos, es informarse bien antes de acudir a un Centro de Medicina Estética. «Los médicos (todos de cualquier especialidad) debemos diferenciarnos a través de la relación médico-paciente y de los resultados”, y demostrar en todo momento no sólo con nuestra profesionalidad, sino con un lugar adecuado y legalizado con los permisos correspondientes para garantizar tu seguridad en todo momento.

La actualización de los últimos protocolos de práctica clínica por parte de la SEME, han hecho que los tratamientos sean más eficaces y seguros”, pero no sirve de nada si no nos ponemos en las manos adecuadas y buscamos lo «económico» o «más barato» sin tener en cuenta que estamos jugando con nuestra SALUD.

En caso de duda, CLÍNICA CÉSPEDES recomienda ponerse en contacto con los colegios médicos pertinentes o con directamente con la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME), desde donde se les podrá informar sobre si determinados tratamientos pueden ser o no aplicados en un centro estético convencional o, incluso, qué centros sí están autorizados por el Ministerio.

El intrusismo hace daño, pero no a los médicos, sino a la población y a la sociedad.